Desintegra Acadios

Es una mañana breve entre las húmedas carreras por llegar, llegar, llegar.

Dicen los poemas antiguos de Asia, “…rechazar debes el cargo importante.”

¡Cuánta gracia en ello ahora y ahora, ahora y después!

Desde la delicadeza y el amor levanto el alma con el corazón anclado en las piernas, mientras las personas dueñas de las grandes gacetas y las mentes vueltas ley en el siglo XV ven como se desbaratan sus amores y perdones.

Sigue sigue sigue caminando, viene ahora… ¿qué viene ahora?

Viene la palabra, que debe limpiarse y volver a ser humo que sube y pisa, limpiando. Todos sabemos del rayo catártico escondido dentro de cada DVD, cada metalizada vida, cada andanada.
Huyan los ratoncitos comevidas tragafantas hijosdeputas supravioladores… huyan como ratitas locas ciegas dentro de las habitaciones… porque saben que vienen los grandes gatos. Y tienen hambre. Y VAN A DESAYUNAR.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s