Abrazo kafkiano

El corazón ha crecido. Siento espigas en mi niterior.
Pero, ¿por qué me siento tan feo? ¿Por qué quiero sentarme a llorar dos semanas? ¿Por qué siento como si mi campo de juego estuviera quemándose mientras otros si tuvieron la libertad de volar y yo solo me quemé las alas y me las arranqué con ira, con desparpajo, frente a la mirada aterradora de todos…?

¿Y ahora?
¿Qué te ofrezco, si mi alma tiene una huella de Hiroshima dentro de sí?

¿Me amarás? ¿Después de errar por una década, tengo algo que sea digno de amar?

Quiero emigrar hasta el granito basáltico del dolor y levantarme nuevo, no sentir que me crece una mariposa por dentro. Me desgarra la tensión… no sé si sobreviviré.

Me asusta, además, que nadie ama cuando un insecto acaba de salir de su red.
Así que no sé exactametne que debo hacer.

Rezaré. Espero que eso en algo mitigue el dolor y el miedo a la senectud que se me cuela por las raíces…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s